Skip to content
22/06/2011 / Colectivo Ecologista Jalisco

Temacapulín // Derechos Humanos y Cunsulta Popular

Temacapulín es un pequeño poblado ubicado en los Altos de Jalisco que data del siglo VI y que durante los últimos años ha sido escenario de una disputa entre sus habitantes y distintas instancias de gobierno. La Presa el Zapotillo, la cual se construye sobre el cauce del Río Verde, es un proyecto impulsado por el gobierno federal a través de la Comisión Nacional del Agua, además de los gobiernos de los estados de Jalisco y Guanajuato. De seguir el proceso de construcción, la presa inundaría los poblados de Temacapulín, Acasico y Palmarejo, donde habitan alrededor de 1 000 personas. Así mismo, el proyecto destruiría el cauce natural del río Verde, los acuíferos, su corredor biológico y las zonas de gran riqueza de flora y fauna de la región. Por otro lado, la desaparición de estos pueblos constituiría una violación de sus derechos humanos, el desplazamiento forzoso de sus habitantes, la pérdida de su patrimonio familiar, su historia y cultura que datan del siglo VI, así como la destrucción de 4,816 hectáreas de tierra fértil de la que dependen para vivir.

A nivel internacional se estima que entre 40 y 80 millones de personas han sido desplazadas de sus lugares de residencia como consecuencia de la construcción de grandes presas. En muchos lugares del mundo, a medida que la sociedad civil tiene un mayor peso en la toma de decisiones, la construcción de presas se ha visto cuestionada hasta el punto de generar enormes procesos sociales comunitarios en defensa de territorios enteros.

Según la Constitución Mexicana: “los pueblos tienen el derecho a ser consultados en los asuntos que son de su interés.” Así, le correspondía al gobierno realizar consultas ciudadanas sobre el proyecto antes del inicio de la construcción de la presa, lo cual no sucedió. En este contexto se organizó entonces un proceso de autoconsulta. En total fueron 649 personas empadronadas, de las cuales 502 son mayores de edad. Dentro de los resultados obtenidos, se confirmó que 643 personas NO están de acuerdo con la presa el Zapotillo; 646 personas NO quieren ser desplazados a ningún lugar y 636 NO fueron consultados ni tomados en cuenta antes del inicio de la construcción de la presa y sólo 8 sí.

Con dichos resultados, el Comité Salvemos Temacapulín evidenció que los derechos humanos de los pobladores están siendo violados por la imposición de construcción de una presa, que además de su inminente daño social, podría causar un gran impacto ambiental en el cause del río.

Si deseas conocer un poco más sobre el proceso social que se lleva a cabo en Temacapulín, consulta: http://www.temacapulin.com.mx/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: